Revista Cambio
  • Menú Navegación Menú Navegación
  • Suscribirse Suscribirse
  • Búsqueda
    Buscar
    Cerrar menú
  • Facebook
  • Twitter
  • Instagram
  • Búsqueda
    Buscar
    Cerrar
  • Menú
  • Capital Coahuila
  • Capital Hidalgo
  • Capital Jalisco
  • Capital Morelos
  • Capital Oaxaca
  • Capital Puebla
  • Capital Quintana Roo
  • Capital Querétaro
  • Capital Veracruz
  • Capital México
  • Capital Michoacán
  • Capital Mujer
  • Reporte Índigo
  • Estadio Deportes
  • The News
  • Efekto
  • Capital Edo. de Méx.
  • Green TV
  • Revista Cambio
Radio Capital
Pirata FM
Capital Máxima
Capital FM
Digital
Prensa
Radio
TV
CerrarCerrar
CONTACTO Revista Cambio SUSCRÍBETE
Facebook Twitter Youtube
Youtube Twitter Facebook
Cerrar
Revista Cambio
Suscríbase a nuestro newsletter y reciba noticas y promociones exclusivas.
Cultura

"El terremoto sacó lo mejor de nosotros": Mon Laferte

El martes 19 de septiembre de 2017, la cantante chilena tenía tres días de haberse ido a Viña del Mar. Allá se enteró de la desgracia y de que algunos edificios de las colonias Roma y Condesa habían colapsado. Angustiada, pensaba en sus mejores amigos, colegas y vecinos que tenían ahí sus departamentos: ¿estarían bien?, ¿les habría pasado algo?, ¿necesitarían algún tipo de ayuda?

POR Rogelio Segoviano Fecha: Hace 3 months
Facebook Twitter Whatsapp

El sábado 27 de febrero de 2010, un terremoto de magnitud 8.8 sacudió las costas chilenas y ocasionó la muerte de más de 525 personas, principalmente en las regiones de Valparaiso, Santiago, O’Higgins, Maule, Biobió y la Araucanía. Tras el sismo, un tsunami acabó con una decena de pueblos costeros y mató a otros 100 chilenos.

Horas después de que el país sudamericano registrara el octavo terremoto más devastador en la historia de la humanidad, en la colonia Condesa de la Ciudad de México, una desesperada Mon Laferte, que por ese entonces no era muy conocida en el mundo de la música, buscaba dinero por todas partes para comprar un boleto de avión y regresar a casa, pues no podía comunicarse por ningún medio con su mamá, quien vivía en una de las zonas más afectadas por el movimiento telúrico.

La cantante chilena no sabía si alguien de su familia estaba entre los dos millones de damnificados, o si su hogar era uno de los 500 000 que se derrumbaron o sufrieron graves daños estructurales. Como no consiguió dinero para el boleto, además de que casi no había vuelos hacia Santiago, tuvo que esperar cinco días con el fin de hablar por teléfono con su madre y confirmar que estaba bien.

“Fue la semana más terrible de mi vida, hasta ese momento”, recuerda la ahora famosa cantautora, quien enfatiza la frase “hasta ese momento”, pues nunca imaginó que siete años más tarde volvería a pasar por una situación casi idéntica.

El martes 19 de septiembre de 2017, cuando un terremoto de magnitud 7.1 estremeció la Ciudad de México, Puebla, Morelos y Oaxaca, cobrando la vida de más de 360 personas, Mon Laferte tenía tres días de haberse ido a Viña del Mar, para ofrecer un par de conciertos y aprovechar el viaje con el objetivo de visitar a sus familiares. Allá se enteró de la desgracia y de que algunos edificios de las colonias Roma y Condesa habían colapsado. No pudo dejar de angustiarse ni evitar pensar en sus mejores amigos, colegas y vecinos que tenían ahí sus departamentos. ¿Estarían bien?, ¿les habría pasado algo?, ¿necesitarían algún tipo de ayuda?

“No quería ni ver los noticieros de la televisión o revisar las redes sociales, porque en ese primer momento todo era muy confuso y catastrofista; yo imaginaba que la Ciudad de México había desaparecido. Y para colmo, tampoco me podía comunicar con nadie. Quería correr al aeropuerto y volverme a México”, dice Laferte, en entrevista exclusiva con CAMBIO.

Agrega que, con el paso de las horas, las cosas se fueron aclarando y pudo intercambiar mensajes de WhatsApp y Twitter con sus seres queridos y amigos más cercanos. La ciudad era un caos, no obstante, su edificio seguía en pie y todo había quedado en un susto tremendo para los vecinos, quienes ahora se organizaban en brigadas con el propósito de ayudar a quienes no habían corrido con la misma suerte.

“Este país me ha dado tanto, que no podía cruzarme de brazos y quedarme allá en Chile, mientras la situación se componía. Como pude, me regresé a México. Ya habían pasado como cuatro o cinco días del terremoto y la cosa seguía grave, pero me dio mucho gusto ver que la gente se organizaba y se echaban la mano unos a otros como podían. No sé, pero una tragedia tan terrible como esta que pasó, sirve para sacar lo mejor de cada uno de nosotros”, relata la intérprete.

“Yo no sabía de qué manera debía sumarme a las brigadas de ayuda, hasta que León Larregui (cantante del grupo Zoé) me dijo que fuéramos a un centro de acopio llamado Lago Tanganica. Ahí, me presentó a Diego Luna, que además de ser un gran actor, es un ser humano increíble y supersolidario. En ese sitio recibían donaciones de todas partes, se clasificaban las cosas y las enviaban a los lugares del país que más lo necesitaban”. Mon Laferte hace una pausa, como queriendo recordar un detalle importante. Luego dice: “Ahí también surgió la idea del proyecto Amplifica”.

Amplifica se organizó como un proyecto a beneficio de los afectados por los sismos del 7 y 19 de septiembre de 2017, en México, en el que Café Tacuba, Kinky, Molotov, Zoé y Mon Laferte se unieron con el objetivo de ofrecer un concierto de 6 horas en el Palacio de los Deportes, que se transmitió en vivo por televisión y en streaming. En el show, que recaudó casi 10 millones de pesos, también participaron músicos, actores y activistas que apoyaron, desde sus trincheras, las labores de ayuda, rescate y acopio de víveres. “El dinero se repartió entre las diferentes iniciativas y esfuerzos ciudadanos enfocados en construir una mayor capacidad de resiliencia, donde se involucró a las comunidades afectadas, buscando en todo momento un respeto por la diversidad y la identidad cultural”, cuenta orgullosa la artista chilena, quien, además, fue la única mujer que participó en Amplifica.

Sin falsa modestia, Norma Monserrat Bustamante Laferte, su nombre real, revela que desde que era  jovencita ya tenía el gusanito de ayudar a los demás. “Apenas me enteraba de que un compañerito de la escuela o del barrio estaba enfermo o había tenido algún accidente, ahí me tienes corriendo por mi guitarra para tocar unas canciones en la junta de vecinos y reunir una lanita para las medicinas y esas cosas. Tal vez no está bien que yo lo diga, pero siempre he sido esa clase de persona, y si ahora, desde la posición en la que me encuentro como artista puedo hacer algo por la gente, pues vamos pa’lante”.

Además, cree firmemente en eso de que “todo lo que das, en algún momento lo recibes de regreso”, pues de otra forma tal vez no hubiera tenido la oportunidad de conocer a Diego Luna y su organización. “Y ahora que terminé de grabar las canciones de mi nuevo disco –saldrá al mercado a finales de año– por un mensaje de Whats le pedí a Diego que trabajara conmigo en varios de los videos, y en menos de un minuto me respondió que sí. Es un tipazo el cabrón, lo admiro un chingo. Y sin proponérnoslo, nos hicimos carnales por culpa del terremoto”.

El beso con Diego Luna

Después del éxito alcanzado con el álbum La trenza, la maratónica gira internacional #Amárrame y la obtención de un Grammy Latino, la cantautora chilena Mon Laferte lanza el tema “El beso”, primer sencillo de su próximo álbum (aún sin título), que saldrá al mercado a finales de año.

“El beso”, cuya grabación se realizó en una sola toma en los legendarios estudios del edificio Capitol Records, en Los Ángeles, está acompañado por un video dirigido por ella y protagonizado por el actor mexicano Diego Luna, con quien Laferte se besa al final de la canción.

“Todavía no puedo adelantar mucho del nuevo disco que vamos a lanzar, ni siquiera el nombre puedo revelar, pero lo que sí diré es que es todo un proyecto conceptual, en el que cada canción y cada video formarán parte de una gran historia. Es como una especie de rompecabezas, el cual espero que le guste a la gente, porque lo he realizado con todo mi corazón”, aseguró la artista originaria de Viña del Mar.

Laferte reveló que grabar su disco en el mismo estudio donde lo hicieran artistas de la talla de Frank Sinatra, Nat King Cole, Ray Charles y Green Day, la llena de alegría y satisfacción, “pues ni en mis mejores sueños hubiera imaginado que así sucedería”.

Otra circunstancia que enriquece su trabajo musical, dijo, fue la participación como productor de Omar Rodríguez, quien fuera líder del grupo de rock The Mars Volta, quien la convenció de incluir en “El beso” una sección de cinco metales, dos percusiones, batería, dos guitarras, teclado y bajo.

Comparte Facebook Twitter Whatsapp Comentarios Ver
Comentarios Ver
DESTACADO
Destacado
Mundo

Un sueño de verano

Durante la universidad, era común ver a mis amigos pasar sus vacaciones en Estad ... Hace 1 day
Nación

Dulce tradición

En Tlaquepaque, una familia que se dedica únicamente a vender dulces típicos del ... Hace 1 day
OTRAS NOTAS
1

Nuevas sociedades

Hace 1 day
2

Sopa de migrantes

Hace 1 day
3

¿Cambio de rumbo?

Hace 1 day
4

Leyendas 
del gabacho

Hace 1 day
5

Ser o no ser… del pueblo

Hace 1 day
EDICIÓN IMPRESA
Edición Impresa
No hay contenido disponible.
Facebook
Facebook/REVISTACAMBIOMX
Twitter
Twitter/REVISTACAMBIOMX
Revista Cambio
Facebook Twitter Instagram Capital Media Digital
Aviso de privacidad