Mi parque ideal

Los parques de diversiones forman parte de los recuerdos más felices de mi infancia. Hasta la fecha disfruto ir, de hecho acabo de visitar la Feria de Chapultepec donde además de montarme en todos los juegos que pude, aproveché la ocasión para preguntar a varios niños y niñas cuál sería su feria ideal

Foto Revista Cambio

05 de Enero 2019

Los parques de diversiones siempre me han atraído. Son hermosos y me sacan de mi triste realidad por un buen rato. Nada más entrar en uno cambia mi energía y me inyecta una espiral de felicidad eterna. Hacer filas, llenarme de endorfinas en las montañas rusas y hasta comer hot dogs a sobreprecio son experiencias que trato de vivir más de dos o tres veces por año.

Los recuerdos más felices de mi infancia tienen a los parques de diversiones como contexto. Mickey Mouse moldeó mi manera de ver la vida, y tengo más playeras de él en mi clóset que ropa de una persona de casi treinta años. Me hizo muy feliz ese ratón.

Por las horas que estaba en los parques de diversiones era como si absolutamente nada más importara fuera de ellos y la vida fuese realmente perfecta. Qué equivocado estaba, la verdad. Era un niño y pues se me permitía pensar este tipo de imposibles.

Aún disfruto asistir, y una de las cosas que más me gusta es ver la cara de los chicos. Quizás estoy viejo, pero realmente me recuerdan una época cabrona de mi vida; casi puedo sentir lo que ellos sienten en esos juegos.

El domingo pasado (para eso existen los domingos), asistí a la Feria de Chapultepec y además de montarme decenas de veces en todos los juegos que pude y comer un chingo de palomitas y Coca Cola light a un precio exagerado, le pregunté a varios chicos cómo serían sus parques de diversiones ideales; les pedí que imaginaran lo que quisieran. A mí nunca nadie me hizo esta pregunta y estoy seguro de que hubiese dicho algo bastante divertido.

“Tendría muchísimos juegos de Spiderman; me gusta mucho. Es que quisiera volar como él por los edificios y lanzar muchísimas telarañas. También quisiera un barco volador como el que está acá pero que subiera un poco más alto, porque este es un poquito suave. Además ya a mí no me da miedo casi nada, entonces quisiera atracciones más fuertes, ya mi mamá me deja estar en todas.”
Miguel, 10 años.

“Quiero una rueda de la fortuna muy grande, como las que salen en películas. Aquí casi nunca hay. Me gusta también la comida de los parques sobre todo los algodones de azúcar, así que haría una tienda bastante grande donde hubiera algodones de muchísimos colores y sabores.” Elvira, 8 años.

“Mi juego favorito son los carritos chocones. Siempre que vengo me subo varias veces, me gusta hacerlo con mis hermanos y primos, así que lo que haría sería hacer un parque de diversiones con distintos carritos chocones. Más nada. De comida pondría lo que sea, me gusta casi todo”.
Enrique, 11 años.

“Es la primera vez que vengo y creo que así está bien. Me subí al martillo y hasta ahora es mi favorito. No me dejaron subirme a la montaña rusa roja por mi tamaño, pero ya seguro el año que viene crezco y puedo venir. Vine con mi papá y mi mamá pero ya ellos habían traído a mi hermanito. Me gusta mucho.”
Daniel, 9 años.

“Me gustaría que hubiera muchos juegos de las princesas de Disney. Quisiera poder ser La Sirenita alguna vez y poder nadar dentro del mar sin respirar como ella. En comida pondría muchos señores que vendan helados y que ellos también se pudieran subir a los juegos.” Silvia, 10 años.

“Mi parque ideal sería uno donde todos los niños pudieran subirse a los juegos juntos. Lo haría bien grandote para que nadie se quedara por fuera. Quizás estaría bien sobre algún mar, para que pudiéramos flotar y los carritos chocones no se dañaran. Ya he venido varias veces y mi atracción favorita es la de los caballitos.”
Estefany, 9 años.

“Mi sueño más grande es ver a Toy Story en la vida real. Quisiera poder platicar con ellos y subirme a algún juego junto a Buzz. Entonces yo creo que sería algo que le gustara a todos los personajes de la película. Mi atracción favorita hoy fueron los carritos chocones y el juego donde puedes ganar peluches.”
Óscar, 11 años.

“Acá no hay muchos muñecos [botargas], yo quisiera que hubiera más superhéroes: Batman, Robin, Spiderman, Thor, Hulk. Me gustaría verlos caminando por todo el parque y poder hacerme muchísimas fotos con ellos y preguntarles cosas. Me gustaría subirme a los carritos chocones con Hulk, es muy fuerte y seguro ganaríamos siempre.”
Joaquín, 9 años.

“Quisiera venir más a parques como este, la paso muy bien con mi familia. Aunque me da mucho miedo la montaña rusa roja [Quimera], pero mi mamá dice que cuando tenga 12 años se va a subir conmigo, si ella me acompaña se me quita el miedo. Mi parque ideal sería uno donde hubiera muchos juegos acuáticos, en este no hay y a mí me gusta mucho jugar con agua.”
Andrés, 10 años.

Diego escribe para pagar su renta. Ha escrito para VICE, Noisey, Rolling Stone, Equire, Cosmopolitan, Buzzfeed, CAMBIO, Flaunt Magazine, Sin Embargo, Excelsior y más medios que no recuerda por su terrible memoria.

COMENTARIOS


FACEBOOK

MÁS POPULARES


MÁS HISTORIAS



Capital Media
Capital Coahuila
Capital Hidalgo
Capital Querétaro
Capital Michoacán
Capital Edo. de Méx.
Capital Oaxaca
Capital Puebla
Capital Quintana Roo
Capital Morelos
Capital Jalisco
Capital Veracruz
Capital México
Capital Mujer
Reporte Índigo
Estadio Deportes
The News
Efekto
Green TV
Radio Capital
PirataFM
Capital Máxima
Capital FM


CAMBIO

es una marca registrada de Capital Media

Dirección: Montes Urales No. 425 Col. Lomas de Chapultepec México, Distrito Federal, C.P. 11000 Teléfono: (55) 30 99 3000

NEWSLETTER

* Campos requeridos