Revista Cambio
Cultura · Economía · Política · Periodismo inspirado en ti Sábado 11 de Julio 2020

Presenta la población restricción de sueño muy severo y alarmante: UAM

04 de Junio 2020
1585651809_690686_1585669939_noticia_normal
1585651809_690686_1585669939_noticia_normal

Durante este periodo de confinamientos, la población de México presenta un grado de restricción de sueño muy severo y alarmante, con un promedio de menos de siete horas al día por persona, lo cual provoca deterioro hormonal, homeostático e inmunológico en el cuerpo.
El doctor Javier Velázquez Moctezuma, director de la Clínica de Trastornos de Sueño de la Universidad Autónoma Metropolitana, unidad Iztapalapa, indicó que, de acuerdo con un estudio basado en entrevistas a 1,500 hombres y mujeres para conocer las alteraciones en la materia, se detectó incrementos en las manifestaciones de insomnio o en la dificultad para volver a conciliar el sueño si se despierta en la madrugada, acompañado esto de angustia, ansiedad y estrés.
Sostuvo que para responder al ataque del coronavirus o de cualquier otro patógeno o bacteria resulta vital dormir bien, ya que “es la mejor manera de regular las sustancias del sistema inmunológico que interactúan con las amenazas que el organismo enfrenta día con día”.
“Los seres humanos no estamos entrenados para vivir en condiciones de aislamiento social, ya que genera muchas respuestas indeseables en el plano mental”, incluidos cambios en las rutinas de descanso, dijo el Profesor Distinguido de la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM).
Por su parte, la doctora Yoaly Arana Lechuga, coordinadora de la Clínica, explicó que el sistema inmunológico funciona a través de dos mecanismos: uno de inmunidad innata y otro de adaptativa, aunque ambos pueden sufrir modificaciones si el reposo sucede en forma inadecuada.
“Si se producen exacerbación o aumento en la respuesta de la primera, se generará un proceso inflamatorio que si se vuelve crónico –en el caso de los sujetos restringidos de sueño– puede asociarse sobre todo a enfermedades cardiovasculares, además de que “si no descansamos bien, la adaptativa, mediada por linfocitos B, también se afecta y creará un problema en la memoria de nuestras defensas, como se ha reportado en múltiples investigaciones”.
De acuerdo con la especialista, dormir poco está relacionado con una mayor mortalidad y morbilidad, y se vincula con hipertensión, diabetes, cáncer u obesidad, entre otros padecimientos, de ahí la relevancia de atender los trastornos del tipo, mantener buenos hábitos y establecer horarios.

Por: YVONNE REYES CAMPOS

Recientes