Revista Cambio
Cultura · Economía · Política · Periodismo inspirado en ti Martes 11 de Mayo 2021

Smartphone vs. comida

En América Latina las personas prefieren comprar un smartphone a conseguir comida o agua
04 de Septiembre 2017
Revista Cambio
Revista Cambio

América Latina es la gran usuaria de Internet del mundo, pues contiene a una buena parte de la población mundial (alrededor del 10 % del total) y representa un alto índice de penetración de Internet. Sin embargo, también existen múltiples puntos débiles y retos a sortear, como el hecho que Facebook es más valioso que la comida.

En el subcontinente, el nivel de exclusión social es excepcionalmente alto, pues más de una cuarta parte de la población se encuentra inmersa en condiciones de pobreza. Al mismo tiempo, la cantidad de usuarios digitales en la región se ha triplicado con respecto al año anterior.

La Comisión Económica para Latinoamérica y el Caribe (Cepal) revela que este te amplio uso del Internet, y la popularización de los dispositivos móviles y los nuevos smartphones, también ha resultado en que 6 de cada 10 latinoamericanos utilicen al menos una red social.

Y por debajo de la línea de pobreza, las personas prefieren comprar un smartphone a conseguir comida o agua.

En un estudio conjunto del Instituto para la Integración de América Latina (INTAL), se examinaron la relación entre múltiples aspectos de los habitantes de la región, y su uso de redes sociales. Se encontró que el internauta promedio comienza cada vez con mayor frecuencia a utilizar las redes sociales desde pequeño, tiene un nivel educativo y socioeconómico más alto, así como una mayor apertura hacia los proyectos de integración económica. Sin embargo, más sorprendentes son las cifras que tratan en específico las poblaciones de escasos recursos, donde aparentemente Facebook es más valioso que la comida.

En las estadísticas de la misma INTAL, aproximadamente el 57 % de los individuos que declaró tener dificultades para encontrar comida o agua potable día con día, también poseía cuentas en estas plataformas. De estos datos se infiere que la mayoría de la población que vive en la pobreza prefiere comprar un teléfono inteligente a adquirir lo necesario con la finalidad de subsistir.

Más sobre


Recientes