Periodismo imprescindible Martes 16 de Abril 2024

Layda distorsiona la seguridad

25 de Marzo 2024
layda sansores
layda sansores
  • La gobernadora y la secretaria de Seguridad pusieron en riesgo la integridad y la vida de las mujeres uniformadas al enviarlas a un operativo sin el equipo de protección necesario

El gobierno de Layda Elena Sansores San Román, en tres días generó una crisis de seguridad, pues sus improvisadas decisiones desataron un paro de labores indefinido.

La crisis policial se derivó luego de un operativo sorpresa, cuando alrededor de las 4 de la mañana del pasado viernes 15 de marzo, integrantes de la Guardia Nacional (GN) y custodios, ingresaron al Centro de Readaptación Social de San Francisco Kobén, en la capital de Campeche, mediante el cual se pretendía el traslado de ocho internos de alta peligrosidad a otros penales del país.
Sin embargo, otras versiones señalan que el motín inició para evitar dicho traslado, otras versiones señalan que las autoridades iniciarían un operativo para la búsqueda de armas y narcóticos, y una tercera versión que la revuelta se derivó de los mal tratos a los internos y la corrupción de las autoridades al interior del penal.

Cuando el motín estaba en su apogeo, las autoridades enviaron refuerzo para tratar de contener las acciones y entre los refuerzos, se envió a mujeres policía, quienes “no llevaban el equipo necesario”, para enfrentar a los cabecillas, lo que provocó que las mujeres oficiales, fueran objeto de vejaciones, y agresiones físicas y se dice que hasta sexuales por parte de los reos, esto, según testimonios de las afectadas.
Por poner en riesgo la integridad y peor aún la vida de las mujeres uniformadas sin el equipo de protección necesario, los elementos de la policía estatal, iniciaron un paro indefinido de labores, tomaron las instalaciones de la Secretaría de Protección y Seguridad Ciudadana (SPSC) de la entidad y al tiempo exigieron la destitución de la Secretaría Marcela Muñoz Martínez.

La tarde del miércoles 20, cientos de personas (algunas versiones señalan que más de 3 mil y otras versiones que más de 7 mil campechanos) decidieron unirse a la protesta de los policías y marcharon por calles de la ciudad y el malecón, aunque ahora la exigencia escaló al punto de pedir la renuncia al cargo de la propia Gobernadora Layda Sansores.

Con la luz de los celulares encendida, la tarde noche de ese día, los manifestantes gritaban consignas al unísono, “Marcela Campeche no te quiere” y otros “Fuera Layda, no sabes Gobernar”.

Tras un encuentro con algunos de los uniformados quejosos, quienes insistieron en el punto número uno del pliego petitorio, que es la destitución de Marcela Muñoz, a mandataria campechana, quien iba fuertemente custodiada, aseguró que “Ahí hay un capricho”, por lo que iniciaron nuevamente los gritos de “Fuera Marcela” y tras decir: “Son gritos de agresión, yo no vengo a agredir, no vengo a amenazar”, y que las investigaciones continuaran, Sansores San Román, se retiró del lugar, mientras que las mujeres policías, exigieron respeto.

El domingo 24, el paro de policías estatales, por la mañana los uniformados asignados a la capital del estado, y algunos destacamentos en los municipios se encuadraron para el pase de lista y salir a las calles a trabajar, y´proporcionar seguridad a los campechanos, mientras el resto se mantienen a las afueras de la Secretaría de Protección y Seguridad Ciudadana en protesta.

Más sobre


Recientes