Revista Cambio
Cultura · Economía · Política · Periodismo inspirado en ti Sábado 05 de Diciembre 2020

¿El calentamiento global es el qué derrite la Antártica?

Las diferentes corrientes de aguas cálidas son las que ocasionan el derretimiento del casquete polar
12 de Febrero 2020
Antártica
Antártica

La Antártica ya lleva un tiempo con desintegraciones en el hielo, se han hecho investigaciones para saber como parar este fenómeno, puesto que esta produciendo muchas alteraciones en el ecosistema.

Uno de las investigaciones esta hecha por la universidad de Santiago Usach, donde descubren la verdadera causa del derretimiento del casquete polar de la Antártica. 

Lo que ocasiona este suceso no es un intenso sol ni por la acción directa del calor de la atmósfera actuando directo sobre el hielo. El estudio de la Usach reveló que son las aguas cálidas que están bajo las corrientes más superficiales las responsables.

Esto ocurre debido al cambio de los vientos, las corrientes están modificando su circulación y las aguas cálidas están emergiendo. Y los vientos están modificando su trayectoria debido al cambio climático que produce el calentamiento global.

El equipo de la U. de Santiago, emprendió este estudio movidos por la preocupación del acelerado deshielo de la Antártica en las últimas décadas. Por ello, realizaron de mediciones durante el verano de 2016 y 2017, en la Bahía Fildes al poniente de la Isla Rey Jorge, donde está ubicado el Instituto Antártico Chileno (INACH).

Fue entonces cuando notaron la intrusión de aguas más cálidas que provenían de la Corriente Circumpolar Antártica (ACC, por sus siglas en inglés), una corriente marina que fluye de oeste a este alrededor de toda la Antártida.

El equipo de la U. de Santiago, emprendió este estudio movidos por la preocupación del acelerado deshielo de la Antártica en las últimas décadas. Por ello, realizaron de mediciones durante el verano de 2016 y 2017, en la Bahía Fildes al poniente de la Isla Rey Jorge, donde está ubicado el Instituto Antártico Chileno (INACH).

Fue entonces cuando notaron la intrusión de aguas más cálidas que provenían de la Corriente Circumpolar Antártica (ACC, por sus siglas en inglés), una corriente marina que fluye de oeste a este alrededor de toda la Antártida.

De acuerdo a los hallazgos de la investigación, las aguas cálidas que emergen hacia la Bahía Fildes producen un incremento en la salinidad y una disminución del oxígeno disuelto en las aguas que van por varios metros bajo la superficie (subsuperficiales).

Desafortunadamente, solo hay una cosa que puede mitigar esta consecuencia del cambio climático. “La única manera de mitigar este problema es mitigando el cambio climático. Si no reducimos la emisión descontrolada de gases de efecto invernadero es imposible que este proceso se detenga”, advierten los investigadores a cargo de este estudio.

Más sobre


Recientes