Revista Cambio
  • Menú Navegación Menú Navegación
  • Suscribirse Suscribirse
  • Búsqueda
    Buscar
    Cerrar menú
  • Facebook
  • Twitter
  • Instagram
  • Búsqueda
    Buscar
    Cerrar
  • Menú
  • Capital Coahuila
  • Capital Hidalgo
  • Capital Jalisco
  • Capital Morelos
  • Capital Oaxaca
  • Capital Puebla
  • Capital Quintana Roo
  • Capital Querétaro
  • Capital Veracruz
  • Capital México
  • Capital Michoacán
  • Capital Mujer
  • Reporte Índigo
  • Estadio Deportes
  • The News
  • Efekto
  • Diario DF
  • Capital Edo. de Méx.
  • Green TV
  • Revista Cambio
Radio Capital
Pirata FM
Capital Máxima
Capital FM
Digital
Prensa
Radio
TV
CerrarCerrar
CONTACTO Revista Cambio SUSCRÍBETE
Facebook Twitter Youtube
Youtube Twitter Facebook
Cerrar
Revista Cambio
Suscríbase a nuestro newsletter y reciba noticas y promociones exclusivas.
Cine-TV

El esperado regreso

Mel Gibson

Después de una década, Mel Gibson regresa a la dirección en plan grande con Hacksaw Ridge, filme que recibió nominaciones al Globo de Oro por mejor dirección, película de drama y actor principal.

POR Revista Cambio Fecha: Hace 11 months
Facebook Twitter Whatsapp

Por Javier Pérez

Esta cinta, ubicada en el año de 1945 durante la Segunda Guerra Mundial, está basada en la historia real de Desmond Doss, seguidor de la Iglesia Adventista que aborrecía la violencia, no obstante lo cual se enlistó en el ejército pues quería servir a su país como médico. Durante su entrenamiento enfrentó una fuerte y casi insuperable oposición a su férrea convicción de no usar armas de ninguna clase. Finalmente pudo ir con un batallón a Okinawa, Japón.

La pregunta que rondó la cabeza de Gibson cuando se puso al frente del proyecto fue: ¿cómo le hace alguien para ir al peor lugar de la Tierra sin un arma tal y como él realmente lo hizo?

Considerado un objetor de la conciencia, es decir, alguien que se niega a acatar órdenes o leyes por razones éticas o religiosas, Desmond (interpretado por un Andrew Garfield desatado) finalmente fue considerado “cooperador de la conciencia en el sentido de que quería ser parte de la guerra, pero no para quitar vidas, sino para salvarlas”, explica Gibson. Al final, Desmond salvó a 75 heridos en combate bajándolos él solo de un risco en el cual el enemigo los masacraba.

Dividida en tres partes (la que presenta a Desmond en su pueblo y con su amada, la que se ubica en el campo de entrenamiento y la de la guerra), Gibson filma con la crudeza que lo ha caracterizado desde Corazón valiente, manteniendo la tensión en todo momento.

Para la parte de la guerra utilizó hasta cuatro cámaras y prácticamente nada de CGI. Dice que es más fácil utilizar instrumentos contundentes que disparar. “Hay mucho más que orquestar y es más complejo. Y yo tenía menos tiempo y menos dinero para hacerlo del que suelo tener, así que es un truco. Querían una epopeya y se las di con creces, pero básicamente es lo mismo, todo es un truco.

Hay explosiones en las que los chicos de efectos especiales pueden estar muy cerca, a un metro de distancia o lo que fuera necesario. Se podían quemar algunos pelos de la nariz y nada más. Parece horrible pero pudimos hacerlas; no hay mucho CGI aquí, casi todo es frente a la cámara. Le mostré a unas personas algunas tomas de tipos siendo quemados que vuelan hacia la cámara y me dijeron: wow, gran CGI, parece real. Y yo repliqué: es real. Aunque sí hicimos algunas cosas con CGI”. Para el actor australiano, de hecho, la parte que ocurre en el campo de batalla es su favorita.

Para Gibson era importante, además, retratar a Desmond y su entorno, sus relaciones con su novia Dorothy (Teresa Palmer), su padre (Hugo Weaven) y también con sus superiores, el capitán Glover (Sam Worthington) y el sargento Howell (Vince Vaughn).

“Si haces una especie de biopic sobre alguien que realmente existió, tienes que investigar a las otras personas en su vida, a quienes él amó y lo amaron, y las fuerzas ejercidas sobre él por la gente que lo rodeaba, fueran enemigos o amigos. Y él también tenía enemigos. Puedes ser pacifista y no querer matar a nadie, pero aun así podrías desagradarle mucho a la gente, como le sucedió a él. Sus compañeros nunca pensaron en él, al contrario, lo denigraron y trataron de humillarlo, pero luego terminó salvando sus vidas cuando llegó la crisis. Y se dieron cuenta que eran sólo un montón de … ya sabes, su estrechez por haber juzgado tan mal al tipo”.

Para filmar Hacksaw Ridge, dice Gibson, simplemente se sentó detrás de una silla, con una taza de té. Aunque el problema era cuando dejaba su función de “policía de tránsito” y andaba por el set.

“Cuando estás dirigiendo estás tropezando constantemente con cosas porque tu mente está en algún otro lugar, o tu enfoque está en algún otro lugar, como en una imagen, y siempre estás tropezando con un cable, o retrocediendo en una zanja o algo así porque no estás mirando hacia donde vas. Me caí más veces que si hubiera actuado. A los 85 seguramente estaré dirigiendo con algún dispositivo en mi cadera para que me suban y bajen en una especie de caballo”.

#actor#cine#cinta#desmos#doss#esperado#EU#gibson#mel#regreso
Comparte Facebook Twitter Whatsapp Comentarios Ver
Comentarios Ver
DESTACADO
Destacado
Mundo

Puntos para entender la cumbre glob ...

Hace 3 hours
Nación

Consumo 3.0 Electrónico e informado ...

Latinoamérica es una de las regiones de mayor crecimiento del e-commerce en el m ... Hace 2 days
OTRAS NOTAS
1

Que la belleza no dañe al planeta

Hace 2 days
2

Despensa sin basura

Hace 2 days
3

EDITORIAL

Hace 2 days
4

Vivir con un Fairphone

Hace 2 days
5

Adicción a las compras

Hace 2 days
EDICIÓN IMPRESA
Edición Impresa
No hay contenido disponible.
Facebook
Facebook/REVISTACAMBIOMX
Twitter
Twitter/REVISTACAMBIOMX
Revista Cambio
Facebook Twitter Instagram Capital Media Digital