Revista Cambio
Cultura · Economía · Política · Periodismo inspirado en ti Domingo 19 de Enero 2020

Editorial: Consumo responsable

10 de Noviembre 2018
Editorial
Editorial

Todo comenzó en Estados Unidos con el Black Friday, el viernes que marca el primer fin de semana después del Día de Acción de Gracias y el inicio de la temporada navideña, donde las ofertas son desorbitantes y millones de personas salen a comprar como si su vida dependiera de ello.

Acá en México se adaptó esa fecha a un fin de semana entero, el más barato del año, y aunque no sea precisamente el más económico, sí es en el que al menos gastaremos 5000 pesos.

De acuerdo con la reparadora de crédito, Resuelve tu Deuda, de cada diez personas, seis gastarán esos 5 000 pesos, incluso cuando tienen un ingreso promedio de 9 600 pesos; es decir, poco más de la mitad de su salario se irá en uno o varios productos que adquirirán porque estarán en oferta–y no precisamente porque los necesiten–. Además, destaca que sólo el 7 % de las personas que comprarán en este fin de semana se prepararon durante todo el año para las compras.

Sí, únicamente el 7 % de las compras no generará deuda ni dejará en la ruina a nadie. Por eso, ante tremendas “promociones” –y lo pongo entre comillas porque sabemos que más que ofertas muchas son meses con intereses– opto por no salir de casa ni revisar en Internet qué ofertas hay, porque lo más seguro es que no necesite nada de lo que veré y no quiero caer en la tentación de un 2×1 o un 40 % de descuento.

Es por ello que en esta edición decidimos hablar sobre el consumo responsable, y aprovechamos para contarte dos historias de terror: la primera es de una joven universitaria que hasta la fecha sigue pagando su tarjeta de crédito pues se le desbordaron las deudas, y otra más de un joven que no resiste las ofertas y te da los mejores tips con el objetivo de que caigas en estas atractivas propuestas, pero será tu decisión seguir sus recomendaciones.

También te contamos de la maldita obsolescencia programada, sí, eso que nos obliga a comprar un celular nuevo cada año porque el que tenemos ya no funciona más o mandar a reparar nuestra lavadora, aunque incluso en ocasiones resulta más barato comprar otra debido a que las refacciones son muy caras o inexistentes.

Y ya que estamos con el Buen Fin, te damos unos consejos de cómo puedes sobrevivir sin endeudarte o, mejor aún, sin comprar nada. Pero si optas por adquirir algo, te contamos las historias de personas que trabajan para darte opciones sostenibles y orgánicas con el propósito de que comiences a cambiar tus productos de higiene personal y limpieza en casa y así comiences a ayudar al planeta y a tu cuerpo.

Y si estás harto del consumismo, te invitamos a unirte, el próximo 23 de noviembre, al Día Mundial sin Compras, –en algunos países se celebra el 24 de noviembre– cuyo reto es no comprar absolutamente nada durante 24 horas. En el Reino Unido este movimiento proclama el lema “compra menos, vive más” y te invita no sólo a no comprar nada en un día, sino a convertirlo en un hábito y un estilo de vida.

Así que ya sabes, la próxima vez que estés a punto de pasar la tarjeta o entregar efectivo al cajero, hazte la pregunta “¿realmente lo necesito?”, es una fórmula que me ha servido a la perfección.

Recientes